Las imagenes de esta web estan protegidas

Marta y Dani, cronica de una fiesta anunciada.

Marta y Dani es otra pareja que ha querido contarnos su historia. La historia de dos personas que se quieren, y deciden decírselo al mundo entero, casándose y festejándolo con las personas más importantes del mundo, sus amigos y familia.

Así nos describen el día más especial de su vida.

Hace ya seis años que Dani y Yo nos conocimos.

Y nos conocimos como se conoce la gran mayoría de las parejas, por casualidad.

Nunca pensamos en casarnos.

Siempre hemos vivido intentando complementarnos y comprendernos, como la gran mayoría de las parejas. Con discusiones, con reconciliaciones, con días malos y con días grandiosos.

Pensábamos que casarnos no era una necesidad. Mucha preparación, estrés, demasiado ruido para un día... El tema nunca ocupó el tiempo de nuestras conversaciones.

En los últimos años, hemos pasado situaciones demasiado difíciles. Lejos de separarnos, nos han unido mucho más. Nos han hecho un cayo, para que las estupideces del día a día ya no duelan.

Un día (como suelen hacer la gran mayoría de las parejas) Dani, me dio un anillo. Me lo dio en la playa preciosa, donde siempre llueve, pero donde hemos pasado días estupendos. Y yo dije: ``SI´´

Fue la mejor forma de decirles a los demás que nos queríamos y también tener a nuestra gente juntita para que supiesen lo importantes que son en nuestras vidas.

Pensamos entonces, que tanto nosotros como las personas que nos rodean, nos merecíamos un gran día, una súper fiesta. unas horas especiales.

Poco a poco, pintar aquellos centros de mesa, lijar la madera del photo call, poner la casa patas arriba haciendo nosotros la decoración para el 28 de octubre... nos emocionaba cada día más y nos dibujaba brillitos de felicidad en los ojos.

Nuestros amigos, nos han regalado palabras que permanecerán siempre en nuestro recuerdo.

El esfuerzo que tanta gente puso para que fuese uno de los días más felices de nuestras vidas, jamás, jamás se olvida.

Los nervios, los besos, los abrazos, las lágrimas, las equivocaciones, las risas, las carcajadas, las miradas, los sentimientos, el calor... ¡cuánto calor ¡...

Por eso, mereció tanto la pena... Porque fue un día que sobresale del calendario, un paréntesis, un sueño...

Si no nos hubiésemos casado de la forma que lo hemos hecho, por supuesto, seguiríamos queriéndonos igual. Y como lo intenta la gran mayoría de las parejas, continuaríamos luchando por tener más días felices que tristes. Pero nunca hubiésemos sentido aquello vivido el 28 de octubre del 2017. Y hubiese sido una tremenda pena…

De vez en cuando, piensas en aquellos momentos, a veces queriendo y otras soñando con ellos, y sonríes. Y sonríes durante un rato... como un bobo...

One thought on “Marta y Dani, cronica de una fiesta anunciada.”

Leave a comment